La microbiota pulmonar

La microbiota pulmonar ha sido desconocida por mucho tiempo ya que comúnmente se suponía que los pulmones sanos eran estériles. Este paradigma se llegó a cuestionar con el descubrimiento de las diferentes microbiotas humanas.

Pasadas las vías aéreas superiores (VAS; las fosas nasales y la cavidad bucal), las vías aéreas inferiores (VAI) desvelan un ecosistema bacteriano específico muy rico desde un punto de vista cualitativo, aunque cuantitativamente modesto1-2. Esto se explica especialmente por la presencia de sistemas de protección específicos, desde la tráquea hacia abajo: sistema mucociliar, reflejo de cierre de la glotis y tos, barreras físicas contra la entrada de organismos patógenos.

La composición de la microbiota pulmonar, lejos de ser uniforme, varía mucho entre las vías aéreas superiores (nariz, boca) y las vías aéreas inferiores (pulmones, bronquios, etc.)1-4. En los sujetos sanos, los filos que predominan son Bacteroides, Firmicutes y Proteobacteria (Streptococcus, Prevotella, Fusobacterium, Veillonella y Pseudomonas)5 frente a Haemophilus y Neisseria6. Debido a la presencia potencial de virus y hongos en los pulmones, es posible que una de las causas de estas enfermedades sea la interacción in situ entre estos microorganismos y bacterias6.

Presunto papel de la microbiota y disbiosis

Esta colonización bacteriana de los pulmones podría ser en parte resultado de la contaminación de las VAI a través de las VAS durante la realización de exámenes bronquiales1, pero las biopsias realizadas en pulmones explantados sugieren que este ecosistema es realmente específico de los pulmones2, 7. La complicación inherente al estudio de esta microbiota reside, pues, en evitar cualquier contaminación exterior.

La función precisa de la microbiota respiratoria aún no se conoce con exactitud: probablemente esté implicada en la defensa del huésped contra determinadas patologías, en particular la alergia respiratoria8. Por otra parte, existen factores exógenos (sondas de intubación, tabaco, virus o medicamentos) o endógenos (alteración de la depuración mucociliar, del reflejo de cierre de la glotis o de la inmunidad local) que pueden modificar el equilibrio de esta microbiota. La disbiosis que se crea en consecuencia podría explicar la aparición de determinadas patologías pulmonares.

Bibliografía
1 - Charlson ES et al. Topographical continuity of bacterial populations in the healthy human respiratory tract. Am J Resp Crit Care Med 2011 : 184 : 957-63. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/21680950
2 – Erb-Downward JR et al. Analysis of the lung microbiome in the « healthy » smokers and in COPD. PLOs ONE 2011 ;6 :e16384. http://journals.plos.org/plosone/article?id=10.1371/journal.pone.0016384
3 - Hilty M et al. Disordered microbial communities in asthmatic airways. PLoS ONE 2010 ; 5(1):e8578. http://journals.plos.org/plosone/article?id=10.1371/journal.pone.0008578
4 - Charlson ES et al. Lung-enriched organisms and aberrant bacterial and fungal respiratory microbiota after lung transplant. Am J Respir Crit Care Med 2012 ; 186(6) : 536-45. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22798321
5 - Huang YJ, Lynch SV. The emerging relationship between the airway microbiota and chronic respiratory disease : clinical implications. Expert Rev Respir Med 2011 ; 5(6) : 809-21. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22082166
6 - Beck JM, Young VB, Huffnagle GB. The microbiome of the lung. Transl Res 2012 ; 160(4) : 258-66. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22683412
7 – Sze MA et al. The lung tissue microbiome in chronic obstructive pulmonary disease. Am J Resp Crit Care Med 2012 ; 185(10) : 1073-80. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22427533
8 – Nembrini C et al. Bacterial-induced protection against allergic inflammation through a multi-component immunoregulatory mechanism. Thorax 2011 ; 66(9) : 755-63. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/labs/articles/21422039/

Las patologías

Una disbiosis puede ser la causa de múltiples patologías que tengan repercusiones sobre diferentes órganos.

Actuar sobre la microbiota

Existen 1 formas de actuar sobre el equilibrio de las microbiotas. Cada una tiene sus propias especificidades.

  • Probióticos

    La OMS define los probióticos como “microorganismos vivos que, cuando se administran en la cantidad adecuada, aportan beneficios para la salud del hospedador”.
    Voir

Las diferentes microbiotas

La microbiota intestinal

La microbiota intestinal es un órgano completo. Se ha caracterizado mejor gracias a la metagenómica y poco a poco desvela sus secretos. Está muy diversificada y vive en estrecha relación con su hospedador. Se desarrolla a partir del nacimiento, es específica de cada individuo y lleva a cabo diferentes funciones dentro del organismo: efecto barrera, función trófica, metabólica, inmunitaria, etc. y otras que todavía no se han determinado. 

Voir

La microbiota vaginal

La microbiota vaginal es un ecosistema constituido por microorganismos en el que predomina el género Lactobacillus. Su equilibrio es frágil y los cambios en su composición ocasionan infecciones.

Voir

La microbiota ORL

La microbiota ORL es una microbiota de gran riqueza y diversidad. Se estima que se compone de al menos 700 especies diferentes.

Voir

La microbiota cutánea

La microbiota cutánea está extremadamente diversificada. Su composición varía según las zonas cutáneas y según los individuos, y su desequilibrio se asocia a enfermedades de la piel.

Voir

La microbiota pulmonar

La microbiota pulmonar ha sido desconocida por mucho tiempo ya que comúnmente se suponía que los pulmones sanos eran estériles. Este paradigma se llegó a cuestionar con el descubrimiento de las diferentes microbiotas humanas.

Voir

La microbiota urinaria

Recientemente se ha descubierto la existencia de una microbiota urinaria y los investigadores están empezando a describirla. Los desequilibrios de esta flora podrían asociarse a determinados trastornos urinarios.

Voir
Boletín

Para recibir el Newsletter, por favor introduzca el email que utilizó para registrarse

Resumen del BMI

Biocodex Microbiota Institute, referencia internacional sobre la microbiota

Voir

Elija el idioma en el que desea recibir el boletín