Asociación entre la microbiota intestinal y el pronóstico después de un episodio de psicosis

Vignette

La microbiota intestinal podría desempeñar un papel en las remisiones de psicosis. Aunque la modificación de su composición ya está asociada a varias enfermedades mentales como la depresión, la enfermedad de Parkinson o incluso el autismo, un equipo internacional ha estudiado esta relación en sujetos que presentan un primer episodio de psicosis. Para ello, reclutaron a 28 pacientes de entre 18 y 40 años que habían sufrido delirios y alucinaciones y a 16 sujetos sanos como controles. Realizaron un análisis de la composición de la microbiota intestinal de todos los participantes incluidos y evaluaron el estado de salud mental de los enfermos luego de dos meses y un año. Este trabajo les permitió describir diferencias manifiestas entre la microbiota intestinal de los sujetos enfermos y la de las personas sanas, especialmente en el grupo de Lactobacillus. Cuanto mayor era el número de bacterias de este grupo, más severos eran los síntomas y más alterado el funcionamiento general de los pacientes. También observaron que los enfermos cuyas disbiosis estaban más acentuadas respondían peor a los tratamientos y tenían menos probabilidades de remisión después de dos meses y después de un año. Según los autores, estas disbiosis no podían atribuirse a diferencias en la alimentación o a la influencia de medicamentos. Estas observaciones confirman la importancia de explorar mejor las relaciones entre la microbiota y las enfermedades psicóticas y sugieren que la flora bacteriana puede ser útil para mejorar las probabilidades de recuperación.

 

Fuentes


Schwarz E. et al. Analysis of microbiota in first episode psychosis identifies preliminary associations with symptom severity and treatment response. Schizophr Res. 2017 Apr 22. pii: S0920-9964(17)30204-9.


https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28442250