¿Existe un vínculo entre la microbiota intestinal y las emociones?

Vignette

¿Influye la microbiota intestinal en las emociones? En caso afirmativo, ¿de qué manera? Acaba de resolverse parte del misterio...

Para determinar si existía un vínculo entre las emociones, las zonas cerebrales asociadas y la microbiota intestinal, un grupo de investigadores estadounidenses llevó a cabo un estudio comparativo en 40 mujeres con buena salud. Para ello, primero estudiaron la composición de su microbiota intestinal, lo que les permitió distinguir dos grupos principales: uno en el que la microbiota estaba dominada por el género Bacteroides y otro por el género Prevotella. A continuación, realizaron un análisis neurológico por RMN cerebral de cada participante sometida a una prueba sensorial: durante estas pruebas, se expuso a cada mujer a imágenes impactantes susceptibles de provocar emociones fácilmente detectables por RMN. Observaron que las mujeres cuya microbiota estaba dominada por Bacteroides presentaban una materia gris más abundante en el cerebelo, en las regiones frontales y en el hipocampo, que son las zonas cerebrales que controlan las emociones, la atención y los sentidos. En cambio, estas mismas regiones estaban mucho menos marcadas en las voluntarias cuya microbiota estaba dominada por Prevotella. Estos resultados, a pesar de haberse realizado en una muestra bastante reducida, confirman el vínculo existente entre el cerebro y el intestino humanos. Sin embargo, los investigadores no sacaron ninguna conclusión sobre el sentido de la interacción, aunque sugieren que el cerebro podría influir en la composición de la microbiota intestinal, especialmente a través del sistema nervioso autónomo.

Bibliografia:
Tillisch K. et al. Brain structure and response to emotional stimuli as related to gut microbial profiles in healthy women. Psychosom Med. 2017 Jun 28. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28661940