Cómo la microbiota intestinal controla al timo a distancia

Actu PRO : Comment le microbiote intestinal télécontrôle le thymus

La microbiota intestinal controlaría a distancia, a través de metabolitos microbianos, la multiplicación y la maduración de ciertos linfocitos T en el timo. Estos últimos, a cambio, influirían sobre la homeostasis de la barrera intestinal.

 

¿Cómo modula la microbiota intestinal las funciones inmunitarias? La ciencia todavía tiene dificultades para contestar esta pregunta, aunque la respuesta podría implicar a una subpoblación de las células T, los linfocitos MAIT (mucosal-associated invariant T, células T invariantes asociadas a la mucosa), que participan en la homeostasis de la mucosa intestinal. Las células MAIT son linfocitos T no convencionales con función innata, localizados preferentemente en la mucosa intestinal; poseen un receptor invariante de reconocimiento de los metabolitos de origen bacteriano.

Mecanismo propuesto

En un artículo publicado en la revista Science, varios equipos franceses resumen sus diferentes trabajos, que intentan demostrar, en el ratón, que las bacterias intestinales controlarían el desarrollo de las células MAIT en el timo, donde maduran los linfocitos T. El mecanismo propuesto, basado en los resultados de experimentos in vitro e in vivo, es el siguiente: las bacterias intestinales secretarían un metabolito de la vía de biosíntesis de la vitamina B2, el 5-OP-RU. Este atravesaría rápidamente la mucosa intestinal y llegaría al timo, donde los receptores de las células MAIT inmaduras lo reconocerían. Este reconocimiento induciría una multiplicación de los precursores de células MAIT y su maduración. Las células MAIT maduras abandonarían el timo y se dirigirían a las mucosas, sobre todo la intestinal, donde reforzarían la barrera epitelial, contendrían el desarrollo de las poblaciones bacterianas y participarían en la defensa contra los patógenos. Cabe señalar que el 5-OP-RU probablemente no sea el único metabolito bacteriano implicado; de hecho, los investigadores sospechan que otros mediadores inducidos por la microbiota intestinal podrían estar implicados en la multiplicación y el mantenimiento de las células MAIT.

La microbiota, ¿parte integrante del “sí-mismo” inmunitario?

Al proponer un nuevo mecanismo que explique cómo la microbiota intestinal puede influir a distancia en los órganos del huésped, esta publicación contribuye también a descifrar el complejo diálogo que se establece entre la microbiota y el sistema inmunitario; de forma más precisa, entre la microbiota intestinal y el timo, considerado como el lugar de distinción del sí-mismo inmunitario (por eliminación de los linfocitos que reconocen el sí-mismo inmunitario y evitan las enfermedades autoinmunes) y el no-sí-mismo inmunitario (selección positiva de los linfocitos que reconocen elementos extraños). No obstante, en el mecanismo propuesto, la maduración de los linfocitos MAIT en el timo tiene la particularidad de basarse en metabolitos de la microbiota, lo cual sugiere que la microbiota intestinal podría formar parte del sí-mismo inmunitario.

 

Bibliografia :

Legoux F, Bellet D, Daviaud C et al. Microbial metabolites control the thymic development of mucosal-associated invariant T cells. Science. 2019 ; doi: 10.1126/science.aaw2719.